Blog

¿Estás pensando en utilizar un anticonceptivo? ¿No sabes cuál es más recomendable para tu caso?

ANTICONCEPCIÓN

ff0.jpg_510614372

Un método anticonceptivo es aquel que impide o reduce significativamente la posibilidad de una fecundación en mujeres fértiles que mantienen relaciones sexuales de carácter heterosexual que incluyen coito vaginal.

Gracias a los métodos contraceptivos, una pareja puede tener relaciones sexuales sin miedo a embarazos no deseados, planificando así su maternidad.

 

¿Qué son los anticonceptivos?

Los métodos contraceptivos previenen o reducen significativamente las posibilidades de un embarazo en las relaciones sexuales. Al utilizarlos debidamente, puedes controlar tu capacidad reproductiva.  Es decir, tienes la oportunidad de escoger entre tener o no un bebe, o de limitar el número de hijos.  Además, puedes reducir significativamente la contracción de alguna infección de transmisión sexual.

 

¿Qué métodos puedo elegir?

Es importante recordar que no todos estos métodos nos protegen de las infecciones de transmisión sexual. Los métodos contraceptivos más comunes para prevenir el embarazo son:

  • Métodos naturales: calendario, moco cervical y temperatura
  • Métodos de barrera: preservativo masculino, preservativo femenino, diafragma, esponjas vaginales y espermicidas
  • Métodos hormonales: pastillas (combinados, solo gestágenos), inyecciones, implantes subcutáneos, anillo vaginal y parches cutáneos
  • Dispositivos intrauterinos: DIU de cobre y DIU hormonal
  • Métodos definitivos: vasectomía, ligadura de trompas y Essure
  • Otros: anticoncepción de emergencia, lactancia, coito interrumpido o marcha atrás

Condones: Un condón es una cubierta delgada de látex o poliuretano. El condón masculino se coloca alrededor del pene erecto, mientras que el condón femenino se coloca dentro de la vagina antes de la relación sexual. Un condón se tiene que usar en todo momento durante la relación sexual para prevenir un embarazo. Los condones están disponibles en la mayoría de las farmacias y tiendas. No necesitas una receta médica para conseguir los condones.

Diafragma y capuchón cervical: Un diafragma es una copa de goma flexible llena con crema espermicida. Se coloca en la vagina, sobre el cuello uterino, antes de la relación, para evitar que los espermatozoides lleguen al útero. Se debe dejar en su lugar por 6 a 8 horas después de tener una relación sexual. Los diafragmas deben ser recetados por un ginecólogo, quien determina el tipo y tamaño de este dispositivo adecuado para la mujer. Un dispositivo similar más pequeño se denomina capuchón cervical.

Esponja vaginal: Las esponjas vaginales anticonceptivas son esponjas sintéticas suaves, impregnadas con un espermicida. Antes del coito, se humedece la esponja, se introduce en la vagina y se coloca sobre el cuello uterino.

Los métodos para el control de la natalidad que usan hormonas tendrán un estrógeno y un progestágeno, o simplemente un progestágeno. Ambas hormonas le impiden al ovario de una mujer liberar un óvulo durante su ciclo menstrual (llamado ovulación). Los tipos de métodos hormonales son:

  • Las píldoras anticonceptivas combinadas, las cuales combinan las hormonas estrógeno y progestágeno para prevenir la ovulación.
  • Las pastillas anticonceptivas de sólo progestágeno, también llamadas “minipíldoras”.
  • Los implantes son pequeñas barritas implantadas quirúrgicamente bajo la piel y que liberan una dosis continua de progestágeno para prevenir la ovulación.
  • Inyecciones de progestágeno que se aplican en el tejido muscular de la parte superior del brazo o en los glúteos una vez cada tres meses. Esta inyección previene la ovulación.
  • El parche cutáneo se coloca en los hombros, los glúteos u otro lugar conveniente. Este parche libera progestágeno y estrógenos continuamente. Como cualquier otro método hormonal, requiere receta médica.
  • El anillo vaginal es un anillo flexible que se coloca dentro de la vagina. Dicho anillo libera las hormonas progestágeno y estrógenos.
  • Anticonceptivo de emergencia (o “píldora del día siguiente)

El dispositivo intrauterino (DIU) es un pequeño dispositivo de plástico o cobre que el médico coloca dentro del útero. Algunos DIU liberan pequeñas cantidades de progestágeno. Los DIU se pueden dejar en su lugar hasta por 5 a 10 años, dependiendo del tipo de dispositivo utilizado. Los DIU se pueden colocar casi en cualquier momento aunque es preferible hacerlo durante la menstruación.

Los métodos permanentes son los mejores para las mujeres, hombres y  parejas que piensan que no van a desear tener hijos en el futuro. Aunque es un método permanente, estas operaciones algunas veces se pueden anular posteriormente si la persona decide tener un embarazo.

Consideramos métodos poco seguros:

  • Coito interrumpido: consiste en retirar el pene de la vagina antes de la eyaculación. Algo de semen podría escaparse antes de la retirada y ser suficiente para provocar un embarazo.
  • Realizarse una ducha vaginal poco después de la relación sexual no es efectivo, debido a que el semen puede hacer su recorrido más allá del cuello uterino en 90 segundos después de la eyaculación.
  • Lactancia materna: aunque es cierto que disminuye la fertilidad, las mujeres que están amamantando pueden quedar embarazadas.

¿Cómo elegir el método?

Estos son algunos de los factores a tener en cuenta al seleccionar un método anticonceptivo:

  • Efectividad: Se debe escoger un método altamente efectivo si un embarazo no planeado sería visto como una situación potencialmente devastadora para el individuo o la pareja. En cambio, si una pareja simplemente está tratando de posponer el embarazo, pero siente que un embarazo podría ser bienvenido si se presentara antes de lo planeado, la elección de un método menos efectivo puede ser una opción razonable.
  • Coste: ¿Es un método asequible?
  • Riesgo para la salud: ¿Cuáles son los riesgos potenciales para la salud. Por ejemplo, usualmente no se recomiendan los anticonceptivos orales para mujeres mayores de 35 años de edad que a su vez sean fumadoras.
  • Compromiso de la pareja: la aceptación del método anticonceptivo por ambos miembros de la pareja es importante en cuanto al control de la natalidad; sin embargo, es posible que existan relaciones con parejas que no desean tener ningún papel activo ni de apoyo.
  • Permanencia: ¿Desea un método temporal (y generalmente menos efectivo) o un método a largo plazo o incluso permanente (y más efectivo)?
  • Prevención del VIH y otras enfermedades de transmisión sexual: muchos métodos no ofrecen protección contra las enfermedades de transmisión sexual. En general, los condones son la mejor opción para prevenirlas, especialmente combinados con espermicidas.
  • Disponibilidad: ¿Puede usarse el método sin prescripción, sin visita del médico o, en caso de los menores de edad, sin el consentimiento de los padres?

 

¿En qué casos están indicados?

Los anticonceptivos están indicados en aquellas mujeres en edad reproductiva que no desean un embarazo y quieren planificar su maternidad.

La elección del método depende de varios factores tanto personales como de salud.

Si necesitas asesoramiento, no dudes en consultarnos. Te aconsejaremos cuál es el método más adaptado a tu caso.

 

 

Dra. Paloma Baviera

Ginecóloga, Policlínica Maio.

Compartir este post:
andrea¿Estás pensando en utilizar un anticonceptivo? ¿No sabes cuál es más recomendable para tu caso?